De origen alemán, librero–editor en la Editorial de Benjamin Herder, viajó primero a Quito, Ecuador, donde fundó una librería en 1892 aunque, debido a una revolución, emigró hacia Costa Rica. Cuando se cerró el periódico La unión católica, adquirió el equipo tipográfico para fundar la Librería Católica. Hizo amistad con Bernardo Augusto Thiel; en 1896 fundó la Librería Lehmann, su negocio creció, se tras­ladó a la Avenida Central y pasó a ser propietario de un edificio construido por el arquitecto Jaime Carranza; mejoró los talleres de la librería, donde trabajó también Federico Sauter, y ofrecía el sello Atenea para la publicación de obras. Regresó a Alemania en 1910 con su familia para asegurar a sus hijos una preparación en el oficio de editores y libreros. Su hijo Antonio Lehmann Ringwald regresó en 1932 a Costa Rica y con el apoyo de su esposa Irmgard Struve Wrede, reasumieron la dirección de la librería.