Educador, político, autor del primer libro impreso en Costa Rica.  Nacido en Subtiava, Nicaragua, su biografía refleja los vaivenes políticos de la época de transición de la colonia a la independencia. En Costa Rica  desempeñó algunos cargos públicos en los últimos años de la dominación española, el primero de los cuales fue como miembro del Tribunal Consular en 1819; en 1820 el Ayuntamiento de la Villa de Ujarrás lo nombró Asesor Jurídico.  Se enfrentó al Jefe Político Subalterno de Costa Rica Juan Manuel de Cañas-Trujillo, quien se opuso a que Osejo pronunciase un discurso en los actos de jura de la Constitución de Cádiz en Cartago;  fue electo en la Junta de Salubridad por el Ayuntamiento de Cartago; secretario del primer Con­greso Constituyente, parte de la diputación permanente del Congreso Constituyente encargada del Poder Ejecutivo en Costa Rica.  Presentó a la Asamblea La igualdad en acción en el que proponía la alternancia de la capitalidad entre poblaciones principales del Estado, un proyecto de ley tendiente a obligar a los padres de familia a enviar a sus hijos a las escuelas y al pago de una cuota para su mantenimiento. En 1831 fue nombrado Magistrado Suplente de la Corte Supe­rior de Justicia, se desempeñó como Diputado Federal por el Departamento Occidental de Costa Rica en 1833, pero el Congreso Federal declaró nula la credencial de diputado.  Fue profesor y rector en la Casa de Enseñanza de Santo Tomás en San José desde 1814, donde realizó los primeros exámenes públicos, allí fue acreditado con el título de Bachiller en Derecho Civil en 1829. En 1815 dejó su cargo de Rector aunque los vecinos de San José le solicitaron permanecer a cambio del mantenimiento de la institución; el Ayuntamiento de San José le solicitó elabo­rar un reglamento para regular el funcionamiento y la estructura de los gremios. Fue nombrado secretario por el Congreso Constituyente de Costa Rica, para redactar la solicitud de Costa Rica de unirse a Colombia. Fue perseguido por los imperialistas que tomaron en marzo de 1815 el cuartel de Cartago, después de lo cual se produjo la primera guerra civil en Costa Rica, denominada la guerra de "Las Lagunas" u "Ochomogo". Fue excluido –y reinstalado luego- del Congreso Constituyente. Expulsado de Cartago, viajó a León, Nicaragua, donde permaneció unos meses y regresó a Costa Rica porque fue nombrado maestro en la Casa de Enseñanza de Santo Tomás y luego catedrático en 1830. En diciembre de 1825, fue electo magistrado de la Corte Superior de Justicia de Costa Rica; diputado ante la Asamblea del Estado por el Partido de Alajuela en 1831 y Presidente de la Asamblea, aunque el mismo año el Partido de Nueva Segovia, Nicaragua, lo eligió diputado federal. Fue representante del partido de León en el Congreso Federal entre 1836-1837. Participó en los hechos que condujeron a la disolución de la Federación Centro­americana en 1838 y fue Jefe Político de San Salvador, donde impidió que penetraran las tropas guatemaltecas que perseguían al General Morazán. Fue declarado Benemérito de la Patria en julio de 1822.