Se le ha considerado uno de los primeros cantantes de orquesta del país, junto con Paco Quintana Su historia en la música popular se inicia hacia el año 1939, cuando cantó con un grupo de su barrio en el que probó sustituir al cantante interpretando la melodía “Al son de la marimba”; y con el que siguió participando en serenatas.  Participó con orquestas como la de Hugo Mariani, la de Gilberto Murillo, la de Néstor Cubero, y la de Alcides Prado; también estuvo ocasionalmente con otros grupos musicales. Interpretó canciones como “Recordando mi puerto”, de Orlando Zeledón, “Vuélveme a querer”, “Inconsolable”, “Tu nombre”. Muchas de sus grabaciones las hizo en Radio para ti y en la Radio Voz de la Víctor. Se retiró de la música en 1948.